miércoles, 18 de noviembre de 2009

El libro electrónico o la era digital



Arín Dodó
quería ser revista, revista física, sin química. Arín Dodó quería oler a papel y a tinta china… Y no le hubiera importado terminar en el suelo de los pasillos del metro, pisoteado unas veces, flotando en las corrientes subterráneas otras… Arín Dodó, en definitiva, quería existir, respirar, latir… ¡vivir! Pero los tiempos, como mucho, sólo están para sobrevivir, así que Arín Dodó renuncia (de momento) al papel y a la tinta y se transforma en ceros y unos para poder viajar por los hilos telefónicos, de pantalla en pantalla… y se adapta, sin comerlo ni beberlo, a los nuevos tiempos, a la “era digital” como “era” de esperar.

El libro electrónico ha llegado (o al menos sentimos su aliento en el cogote) y promete una especie de fin del mundo editorial, un Apocalipsis literario en toda regla. Muchas son las conjeturas sobre el futuro del libro. Os recomendamos un artículo de Juan Villoro, publicado en el diario argentino “La Nación”, donde se le da la vuelta al asunto: Llegó el momento de inventar el libro.
Y os invitamos a opinar sobre éste y otros temas que os interesen, en esta o en el resto de las secciones que inauguramos. ¡Bienvenidos!

Arín Dodó

No hay comentarios:

Publicar un comentario